Textos

Jamie T y la energía adolescente

jamie-t

Jamie T es un muchacho inglés que tiene los dientes torcidos como un buen porcentaje de los muchachos ingleses. Y es que eso de las jetas chuecas parece ser una maldición inmunda de la cual no se salva ni la realeza. Por suerte Jamie no vive de hacer comerciales para Colgate ni tiene un trabajo que dependa de exhibir una sonrisa perfecta. Por suerte Jamie es músico y es uno bastante decente, entonces lo demás termina por importar poco.

Sus dos discos se sienten como un gran compendio de lo que fue la música rock y alternativa de los noventas. Hay adentro rastros de Live, Sublime, Dave Mathews Band, Beastie Boys, Beck, y mucho de Blur. Lo que se respira en ese aire no es otra cosa diferente a una libertad propia de la descarada transgresión de géneros. Es una energía permanentemente desbordante, casi adolescente.

La música de Jamie T es más bien inclasificable y tiene una capacidad única para ser amada y odiada diez veces en el transcurso de uno sólo de sus álbumes. Véalo usted en la foto, tirado y revolcándose entre un montón de discos que saben a cosas diferentes. Y se ríe, como quien hace una cochinada y queda con ganas de revolcarse en ella. Es así que cada nueva canción resulta ser un reto para los fans, un gesto de valentia, y en últimas un auto-boicot en forma de punk o hip-hop o vaya-usted-a saber qué cosa.

Jamie T – Sticks N Stones

Jamie T – Chaka Demus

Jamie T – Fire Fire

Etiquetas: , , ,

por:
Oct 12, 2009

Comentarios